La búsqueda del mínimo en la arquitectura a llevado a más de un proyectista a proporcionarnos una forma diferente de ver las viviendas y casas minimalistas existentes alrededor del mundo.

Ya no se trata de mostrarnos lo menos posible, se trata de que a la vez sea útil, confortable y que nos proporcione un placer visual de armonía que pocas veces encontramos en la arquitectura más tradicional.

BUSCAR LA EXTREMA SIMPLICIDAD EN LAS FORMAS Y ESPACIOS ARQUITECTÓNICOS

Aquí, es donde apareció el estilo de arquitectura minimalista y en este sentido, hemos querido aproximarnos a sus principios más puros desde diferentes ejemplos de casas minimalistas y otras construcciones donde la posible locura se ha apoderado de la mente del arquitecto o diseñador.

Este tipo de decoración nunca pasa de moda, ya que se caracteriza por emplear solo los elementos precisos, apostando de esta manera por el “menos es más” creando así espacios funcionales pero sin descuidar el estilo. No solo se centra en la decoración de la casa, sino que va más allá, con una filosofía que une practicidad con elegancia y vanguardia. Es un estilo que está estrechamente relacionado con el futuro, debido a que los hogares de antaño tendían al exceso, recargando la decoración y los edificios.

Por ello, el minimalismo es uno de los estilos de decoración favorito de los amantes de la sencillez y el buen gusto, apartando lo que sobra y eligiendo cada detalle con sumo cuidado. Huir de la sobrecarga y esquivar los colores fuertes acercándose a la sobriedad, elegancia y luminosidad son los principales pilares del minimalismo. Es un tipo de decoración por la que cada vez son más los que deciden optar por ella.